Marcos ATTILIO Angela MOCHI

Somos Marcos ATTILIO y Angela MOCHI, una pareja brasileña, ambos ingenieros de alimentos que estamos en el negocio del vino desde 1999. En 2011, dejamos nuestro país para construir un sueño en el Valle de Casablanca.

Desde entonces, plantamos un pequeño viñedo con 8 variedades, incluida la primera Grenache en el Valle y hacemos vinos de alta calidad, de clima fresco, a escala humana y que hablan de nuestro terruño.

Nuestras manos están en cada parte del proceso, desde el cultivo de la vid hasta el embotellado. Somos «verdes», conscientes de la importancia de los recursos naturales, nos preocupamos por el medio ambiente, por nuestros vecinos y estamos enfocados en la sustentabilidad.

Nos desafiamos constantemente a mostrar aspectos menos conocidos del mosaico del vino chileno y reemplazar el énfasis en «calidad por el precio» con «calidad real». Por eso, y por muchos motivos más, somos miembros activos de MOVI, el Movimiento de Vinateros Independientes.

Vivimos con Franc nuestro simpatico Labrador negro.

Franc y Angela

FRANC

Franc es un labrador retriever chileno, hijo de un campeón Brasilero. El único problema es que Franc no cree que él es un labrador, es más, está totalmente convencido que es EL jefe …

Cuando conocimos a Franc, él era muy tímido, tratando de escapar de todos y ocultando a sí mismo detrás de otros perros. Marcos sintió que este era un perrito que necesitaba atención y sería genial tenerlo en nuestras vidas, y él estaba totalmente correcto.

No tiene miedo de nadie ni nada, y ladra para todos, desde el pequeño perrito del vecino, pasando por toda la gente que llega (incluso familiares y amigos – qué vergüenza!). Él es nuestro mejor amigo y el mejor jefe que jamás podíamos imaginar tener!

Ale era nuestra encantadora golden retriever
(RIP 2015)

Ale es divertida, busca amigos en todos los lugares y la mejor parte de su día es cuando estamos lanzando sus bolas. A ella le encanta eso.

La primera vez que la conocí, ella estaba en una de esas jaulas horribles, y a pesar de estar atrapada, estaba alegre, saltaba, y con ganas de jugar con nosotros. Fue amor a primera vista …

Ella es lo opuesto perfecto a Franc. Él es serio, ella es la luz, la diversión, cabeza vacía. Él no permite que le hagan cariños, mientras ella los pide todo el tiempo con sus patitas. Él ladra a todo el mundo, ella lleva sus juguetes, dando la bienvenida y jugando con todos. Él tiene cuidado, ella se mete en problemas todo el tiempo.

Y ella es puro encanto, concediéndonos a Franc y a nosotros un montón de trabajo y alegrías todos los días.